sábado, 18 de abril de 2009

Canción de Hielo y Fuego: Oscura Fantasía Coral

Voy a hablaros de una historia que un buen amigo me recomendó leer hace unos cuatro años. Tardé en hacerle caso, también unos cuatro años. Esta historia comienza con un puñado de hombres explorando al otro lado de un muro inmenso, construido para aislar una amenaza antigua. Algo extraño les ocurre y sólo uno de ellos sobrevive. Al menos durante algunas páginas más que el resto.

Entonces la historia da un giro y nos presenta a una familia: los Stark. Eddard, Guardián del Norte y Señor de Winterfell, su mujer Catelyn, y sus cinco hijos legítimos, además del bastardo de Eddard, Jon Snow. Una familia que será fragmentada a medida que la historia vaya avanzando.

Uno de los personajes más carismáticos de la obra: Jon Snow

Y creeremos que la historia es la suya, hasta que conozcamos un poco mejor a otros de los actores. Como Daenerys o Davos. Pero sobre todo, como Tyrion.

Entonces nos daremos cuenta de que Canción de Hielo y Fuego es una historia tremendamente compleja, con multitud de frentes abiertos, que amenazan constantemente con converger. O tal vez no. Con multitud de personajes cuya ilusión de maniqueísmo desaparece página a página. En esta historia, no hay buenos ni malos. Hay personajes egoístas y personajes que valoran el honor. Otros son ambiciosos, otros estúpidos. Algunos pueden ser tremendamente crueles frente a ciertas circunstancias, y conseguir simpatizar con el lector en otras. Pero siempre hay razones para lo que hacen, más allá del "bien" y del "mal".

El estilo narrativo de la obra favorece los cambios constantes en la opinión del lector sobre cada personaje. Cada capítulo se nos cuenta bajo el punto de vista de uno de los protagonistas, así, en el primero de los libros, Juego de Tronos, veremos los hechos desde la perspectiva de casi todos los Stark [siendo Robb la honrosa excepción, un personaje con el que llegamos a empatizar a través de los ojos de los demás], además de Tyrion y Daenerys, alternándose capítulos de todos estos personajes. Y gracias al realismo con el que George R.R. Martin dibuja a sus protagonistas, no podremos evitar ponernos del lado del personaje de turno [siendo, para mí, Sansa la excepción, un personaje cuyos errores cuesta perdonar, al menos en el primer libro de la saga], sin importar lo que eso signifique para el resto. Al menos en ese momento.

No descartéis que incluso este tío os llegue a caer bien en alguna ocasión...

Por otra parte, Canción de Hielo y Fuego tiene una trama inusualmente realista y madura dentro del género de la literatura fantástica. Y es que, aunque los hechos tengan lugar en un mundo que no existe, donde hay cierto sabor a magia y criaturas irreales, no nos cuesta imaginar que las intrigas cortesanas y los planes de guerra y venganza que se relatan, pudieran haber ocurrido en un mundo mucho más afín al nuestro.

Por si no ha quedado claro, recomiendo que no os dejéis influir por prejuicios sobre el género y, si queréis muchas horas de entretenimiento literario, busquéis en vuestra librería un tocho de unas 800 páginas llamado Juego de Tronos. Así es como empieza todo. Cuando lo hayáis devorado, no hará falta que os convenza para que sigáis con Choque de Reyes. Y después Tormenta de Espadas [es por el que me llego yo]. Y por último Festín de Cuervos. Digo por último de momento, porque aún tienen que llegar tres libros más y entonces todo habrá terminado...

O podéis esperar a que hagan la serie de televisión. Pero eso no será lo que yo recomiende.

Por cierto, gracias, Vito, fue una gran recomendación.

Por cierto [dos]. Me acabo de hacer unos espoilers tremendos mirando los enlaces de wikipedia que he puesto en este artículo. Evitadlos, si veis que tal...

[Actaulización 12/7/09] Por cierto [tres]. Alguien ha soltado spoilers bastante gordos en los comentarios, leedlos bajo vuestra propia responsabilidad.

3 comentarios:

Vito dijo...

Bueno, me alegro de que despues de 4 años y casi obligarte y amenazarte para que lo leyeras, te haya gustado.

La verdad que es increible la complejidad de la historia, y releyendola te das cuenta de cosas del primer libro que estan enlazadas con el segundo, el tercero o incluso que no estan explicadas todavia pero seguro lo estaran.

Lo malo es que a veces creo que se le esta yendo un poco de las manos, el cuarto libro tardo un monton en acabarlo y tuvo que quitar a la mitad de los personajes y aun asi le quedo un tocho bastante grande. El quinto lleva un par de años diciendo que lo va a terminar pero aun no se sabe nada.

Solo espero que no la palme antes de acabar la historia.

Para mi Tormenta de Espadas hasta ahora es el preferido, mas que nada por la cantidad de momentos woooow! que tiene.

harold dijo...

El libro tiene una trata de intrigas, estrategias y pasión impresionnante. Cada persona que se lo ha leído ha quedado asombrada sin embargo no entendi la intencion del autor al matar a roob stark y catelyn, ademas que sabemos de rickon, por lo menos hasta tormenta de espadas no hay nada

Lume dijo...

@harold, la muerte de Robb y Cat es, posiblemente, uno de los momentos más duros de la historia, pero está tremendamente cargada de intención. El epílogo de Tormenta de Espadas ya nos ofrece una pista de por qué. Y toda la actuación de Stannis durante el final del libro (tan importante para la trama en el Muro), está íntimamente vinculada a la muerte de Robb. Es una prueba más de que la historia no pertenece a un personaje u a otro. La historia es protagonista en sí misma.